lunes, 4 de agosto de 2008

JOAN PUIG: NAZI

Si hace unos días un analfabeto político insultaba a Extremadura y a sus ciudadanos, hoy un nuevo hijo de puta, con perdón a su madre, a vuelto a reincidir miserablemente.Ni más ni menos que el aborto político de Ezquerra Republicana Joan Puig, acaba de llamar MALNACIDOS a los Extremeños.
Hace escasos 15 minutos he tenido ocasión de telefonearle a su movil ( 609 307277) para decirle
que Amo Cataluña y a los catalanes, pero son los mentirosos, los catetos, los analfabetos políticos, los nacionalistas españoles o catalanes, los hijos de puta, los miserables, los insolidarios, los carentes de memoria histórica, los que jamás dieron un palo al agua, los que no ven más allá de sus ojos mezquinos, los cabrones..............los que son, en definitiva como Vd., los que están provocando rechazo hacia Cataluña. Es inadmisible que la miseria de Cataluña vaya acompañada de la miseria de sus políticos, que no de sus ciudadanos que están muy por encima.
Sr. Aborto de político autodenominado de Izquierdas larguese al polo norte con los esquimales, aunque dudo que le acepten porque Vd. no sirve ni para dar calor, si acaso para carne de los osos polares. GILIPOLLAS
Esa fué mi última palabra, la suya fue "egalmente" o algo así. Vegüenza no tendrá, pero paciencia, !vaya que si la tiene!

25 comentarios:

Anónimo dijo...

aborto político y casi carnal por el careto. Sin comentarios. Puagggggggggg. Lola

Anónimo dijo...

Tendríamos que hacer algo... no sé, publicar una lista de las empresas catalanas sí, pero cuyos trabajadores, fábricas y materias primas son extremeñas. Por ejemplo, Navidul... o Bimbo...

La Junta debe poner a esta gente en su sitio. La callada por respuesta sólo les da alas.

Un besito, Antonio (estoy en el trabajo por eso salgo anónima...)

Ángeles.

Alicia Vernok dijo...

¿y para qué ha valido esa conversación?

Para que pueda decir que hay extremeños que lo están llamando para insultarle y para amenazarle y demás chorradas.

Te habrás quedado a gusto, pero los dos habéis quedado a la misma altura.

Saludos.

Fer dijo...

Hola, Antonio. Es la primera vez que paso por aquí, pero veo que compartimos muchos puntos de vista.
Estoy de acuerdo con Alicia: la conversación telefónica sólo valdrá para que este impresentable siga vendiéndose como mártir perseguido por una falsa "yihad hispánica" (así lo define en su propio blog).
Anoche le escribí un correo electrónico del que aún no tengo respuesta. No sé si lo publicaré ahora en mi blog, aunque sea con modificaciones. Juro que me contuve, pero al final lo llamé desgraciado. Ya tiene otro motivo de queja, por mucho que yo no quiera entrar en su terreno.
Aún así, no podemos permanecer callados. No es ya por orgullo, sino por decencia.
Un saludo.

Antonio Parra dijo...

Si como personas permanecemos impasibles ante los insusltos de estos impresentables, si aceptamos que nos llamen malnacidos, si aceptamos que nos llamen mendigos estaremos perdiendo nuestra dignidad.
Vernok, yo le llamé para que me diese una explicación razonada de algo irrazonable, el hombre intentó justificaarse, pero demostró que es un pobre hombre con muy mala leche.
Esa conversación ha valido para darme una sobredosis de autestima ante graves insusltos. ¿Los dos hemos quedado a la misma altura? No creo. Por cierto ¿en que altura estás tú?-
Ángeles, un beso fuerte compañera.
Fer, bienvenido a mi rincón y comparto contigo lo que dices. De la A a la Z.
Saludos

Alicia Vernok dijo...

No lo sé. No muy alto, supongo. :P

Antonio Parra dijo...

Vaaaaaaaaaaale Vernok, los dos estamos más o menos a la misma altura. Buen rollo.
Saludos

Fer dijo...

Gracias por la bienvenida, Antonio. Igualmente, te invito a pasarte por mi espacio (y a todos tus lectores, claro), donde he colgado mis impresiones sobre la polémica de marras en dos articulillos.

rayo de luz dijo...

ofu , Antonio que entrada,no tienes pelos en la lengua y eso me gusta,eres de los mios,saludos

Antonio Parra dijo...

fer, te he enlazado en mi blog. Fabulosa tu última entrada.
Rayo de Luz, los pelo en la lengua solo sirven para balbucear. Algunas palabras gruesas son fruto de la emoción contra la razón, la lucha del niño contra el juez. Tú seguro que lo entiendes. Gracias por tu visita

Blanca dijo...

Solidaria siempre, no solo con los extremeños, que han quitado muchos mocos y mucha mierda en las Comunidades en que se creen los detentadores del tarro de las esencias.

Malnacido es el que no se reconoce en el prójimo que le ha ayudado a enriquecerse. Malnacido es el individuo incapaz de sentir empatía por sus semejantes y lo único que tiene es amor a la pela. Estos de Esquerra han perdido el norte hace demasiado tiempo y los ¿políticos? que integran ese partiducho son unos miserables que ni han viajado ni saben vivir en su pueblo.

Un abrazo para vosotros, antonio y lola, y por extensión a todos los habitantes de esa bendita tierra extremeña, una de las más hermosas de España. Ahí está la auténtica riqueza, en los habitantes de Extremadura, mientras que en otros lugares, la pobreza de espíritu jamás hará que la gente les respete.

Anónimo dijo...

....................................................................................................................................................................................................................................................................................................... Como en la vieja Codorniz: sin palabras. Una vez más, gracias Antonio.
CÉSAR S.L..................

GINEBRA dijo...

Antonio, creo que vivo "en los mundos de yupi", no me enteré de estas declaraciones. ¿qué pasa que está de moda meterse con Extremadura y los extremeños??? me tocan los ovarios...
Me parece fantástico que hayas publicado el móvil de este gilipollas mental.
Pués te digo lo mismo que César, gracias de nuevo y besos a montones.

Antonio Parra dijo...

Gracias César por tu visita. Sin palabras. Un abrazo

Jajajajaj, Gin este es el mundo real, desgraciadamente, aquí ni hay utopias ni ítacas, aquí cada vez ploriferan más los cabrones de lenguas afiladas y mente estrecha.
Un beo

Puntos de vista y ... nada más dijo...

Me parece muy desafortunado publicar en internet el móvil de alguien e insultarle. Para criticar el contenido de un "post" lo primero que hay que hacer es leer lo literal, no lo que publiquen los titulares, y después rebatir pausada y racionalmente.
Así no vamos a ningun lado, no construimos nada.

Es mi opinión y admito estar equivocado

Antonio Parra dijo...

Y lo estás, punto de vista y nada mas. El movil no es que lo publique yo, es que lo publica el en su blog, por lo tanto no hay ninguna "revelación de datos" intencionada !Dios me libre!. Y sobre la polémica decirte que he leido todo el texto del fulano este, y no hay que ser muy inteligente para entender que con tal de congratularse con sus parroquianos estos individuos nazionalistas son capaces de insultar a cualquiera. Y cualquiera parece que siempre es el mismo: Extremadura y los Extremeños.
Y no te extrañes de nada, aún tiene que salir el charnego a montar el pollo, y el charnego es compañero mío. Si tengo que hablar claro lo hago y punto. Respeto, y mucho a los catalanes y a Cataluña, el mismo respeto que tengo yo por ellos le exijo a sus dirigentes que tengan por mi tierra. ¿Ha quedado claro algo?

Los pasos que no doy dijo...

Se puede decir más alto, antonio, pero no más claro¡

Ole, con ole y olé¡

Jake dijo...

Antonio Parra: me dirigistes un comentario en el blog de Ginebra y, por ello, quiero darte contestación. Me gustaría que leyeras mi blog y algunos artículos míos, como por ejemplo el último sobre las relaciones laborales y los neoliberales, y muchos otros donde doy cera a la derecha. Eso sí, me has contestado de un modo que me ha parecido un tanto irascible, cuando yo quiero alejarme de "la politización", pese a que soy un animal político: aunque de otra manera. La política, como ciencia, es una de mis pasiones: así que la hago de otro modo al tuyo.

Lee la contestación que te he dado en el blog de Ginebra y, por supuesto, piensa que he hablado en general sobre los politiqueros, no sobre personas concretas que pueden ser idealistas sin estar ideologizados. Y olle, que comparto tu postura ideologica. Ya comentaré tus post y encantado de conocerte.

Antonio Parra dijo...

Gracias Jake por tu visita. Mi mensaje en el blog de ginebra no fué irascible, un poco irónico sí. Disculpa si te ofendí
Saludos

Anónimo dijo...

Un abrazo, Antonio. César.SL

Antonio Parra dijo...

César ¿qué pasó con tu blog?
Un abrazo.

Jake dijo...

Estimado Antonio, buenos días, primero te di contestación en el blog de Ginebra y luego fui al tuyo; como lo que allí escribí lo escribí antes y tu me respondiste aquí, puede haber habido un malentendido y puedes haber creído que seguía dándole a la manivela el asunto que, para mí, estaba ya zanjado y tan amigos. Me alegra debatir contigo; y es muy posible que sean más los puntos en común que los puntos discordantes. Debido a que me das respuesta a mis argumentos, con apabullante precisión y razón suficiente, he decidido contestarte; principalmente las reflexiones que hago son particulares y que han tardado un largo tiempo vital en llegar a ser las que son. Éstas aparecen como punta de Iceberg y pueden parecer, si de mí lees tan solo lo que está entrecomillado, que te lleves una falsa impresión de mi pensamiento y su mayor o menor profundidad. Ginebra me conoce bien y circunstancialmente iban dirigidas mis apreciaciones a ella, que podía entender todo el sustrato de lo que digo y porqué lo digo. Mis “noches valxeritenses” surgen como un modo de participación política en lugares que, a mí entender, la política sigue pareciendo carpetovetónica. Y suelo usar mucho esta palabra porque, efectivamente, la política ha quedado enclavada en los años de Maricastaña que viene a ser en la Restauración Canovista y el pucherazo. Me preguntas en que me baso para hacer semejante afirmación y no hace falta irse lejos. Me gustaría que conocieras todos los argumentos que suelo emplear y verías que cercanos y cálidos son. No estoy del todo de acuerdo en la función política que canalizan “los políticos” (como si no fuéramos todos los humanos “animales políticos”) que expresas; esto no deja de ser un precipitado socio-cultural de larga tradición y complejo proceso. Soy político en la medida de que soy ciudadano y, por ello, no menos importante que cualquier concejal o Alcalde; ejercer la política no es coto exclusivo de los que aquí llamamos políticos: la política es más compleja de lo que los atribulados políticos ejercen, puesto que la vida pública, en palabras de Ortega “no es sólo la política, sino, a la par y aun antes, intelectual, moral, económica (…); comprende todos los usos colectivos e incluye el modo de vestir y el modo de gozar” y hasta repito con él “ser de la izquierda es, como ser de la derecha, una de las infinitas maneras que un hombre puede elegir para ser un imbécil: ambas, en efecto, son formas de hemiplejia moral”, agregando, “hoy en día las derechas prometen revoluciones y las izquierdas proponen tiranías” (¡Y eso lo decía en 1929!). Como veo que me has dado respuesta sin conocer, poco o mucho, lo que pienso y sin saber porqué digo lo que digo te comento, repito, que mis “noches valxeritenses” consiste en hacer un esfuerzo por ejercer una democracia directa fuera de “los partidos políticos”, organizaciones que han tratado de politizar la vida pública, creyéndose que la política es de ellos; y cuando hablo de politizar hablo de la falta de “minorías selectas” y la tendencia “al particularismo”: tendencia de cada grupo, clase o región a buscar insolidariamente su propio interés sin atender el bien común; verdaderos motivos, hoy como ayer, de una politización partidista y soez: por ello estoy con lo que dice Adela Cortina, catedrática de filosofía moral: “Desgraciadamente, porque entiendo que el principio de la democracia debería ser el protagonismo de los ciudadanos. Los ciudadanos tienen que darse cuenta de que la democracia es el gobierno del pueblo y que los políticos tienen que ser unos coordinadores de las sugerencias, los proyectos y las ilusiones de la sociedad”. O es la politización de la vida pública lo que más cansa. No. La vida pública son las celebraciones conjuntas, como las fiestas y tradiciones de un pueblo, las creaciones culturales de una localidad, las reuniones, tertulias, juegos, cafés; y, diría ahora, la politización no es lo que enturbia las relaciones sociales: a todos nos interesa el "bien común". Ese es el objeto compartido de dos ciencias prácticas: la política y la ética. Lo que cansa, lo que aburre es otra cosa: la partidización. Dice Adela Cortina, Catedrática de ética y Filosofía política lo siguiente, argumentos que comparto: "La razón es que cada partido ve en los grandes temas una cantidad de votos, por eso hacen propuestas que lo diferencien del adversario, y con ese punto de partida resulta imposible alcanzar acuerdos. Si los partidos mayoritarios buscan la diferencia y no el consenso, es debido a que tienen la falsa idea de que encontrarlo significaría que los ciudadanos tendríamos dificultades a la hora de decidir a quién votar, porque no distinguiríamos entre unos y otros. Se ha llegado a tal extremo en la sociedad que, si una idea propia coincide con la del PSOE o el PP, te dicen que perteneces a uno u otro partido. Hasta ahí llegan las cotas de animadversión, y se ha de explicar que digan lo que digan unos u otros, eso no influye en mí, porque lo pienso yo, que tengo capacidad para ello". De todas formas, por si te puede interesar, te señalo lo que dejé escrito en otra parte, sobre la para mí una forma de organizar la vida pública que es lo que es la política mas que nada: para mí, la verdadera vertebración del Estado se efectúa en la política municipal o local. Nada me gustaría más que en los pueblos tan politizados en intestinas, calamitosas y cainitas debates políticos entre vecinos se hablase de Política en mayúsculas. Repito: para mí la auténtica vertebración del Estado se efectúa en los municipios y comarcas. Ahí es el mejor lugar para elegir a los mejores representantes de los ciudadanos y donde son los ciudadanos los que hacen la política. Elegir a los mejores no significa escoger al que más sabe (el intelectual tiene otras funciones más relacionadas con la pedagogía política y moral de los gobernantes que con el propio gobierno), no, repito, no es elegir al que más sabe, sino elegir al más “sabio”. El más sabio puede ser una persona, como Sancho Panza, que sepa poco de leyes y poco de letras: pero en cambio tiene la virtud del político: la de ser “buena persona”. Cosa esta que es dificilísima: entre miles, o millones, se pueden contar con los dedos de una mano las buenas personas que hay. En fin, creo que los representantes locales y comarcales tendrían que ser los que acudieran a las cámaras nacionales, pero no como representantes de todos, sino como representantes de sus comarcas y localidades: así la política se hacía de abajo, desde el ciudadano –siendo un ciudadano el político – hacia arriba. Sería a través de elecciones locales o comarcales como ser elegiría a un gobierno supra territorial, y no a través de elecciones generales. La convivencia nacional actual no está fundamentada de esta forma: sino que va de arriba hacia abajo. Mientras que en mi postura son los ciudadanos los que efectúan el sosteniendo del estado con sus fuerzas hacia arriba, en la forma actual los ciudadanos son aplastados por el estado que ejerce su empuje hacia abajo. Y repito, cuando hablo de regla general, lo digo porque la experiencia me ha hecho ver que eso es así: no quiere decir que lo veas de otro modo. Sin embargo yo ya tengo algo de estoico y mucho de Epicuro, por eso me quedo en mi jardín, que le tengo, y hago la política, esa realidad de la cual te crees, equivocadamente, que solo “los políticos” pueden hacer algo: pues hay otras formas de hacer política, como participado en las fiestas del pueblo y hablando con todos los vecinos y no llevándose mal con ninguno, sean cenutriamente de izquierdas o de Derechas. Y el que aquí escribe es liberal hasta la médula, como lo era Ortega o Ayala o Marañón –mis escritores preferidos, y progresista como Galdós –otro de mis preferidos. Buenas tardes.

Jake dijo...

Por cierto: te admiro, para enfrentarse todos los días a la peña de la derecha hay que tenerlos bien puestos.

Antonio Parra dijo...

Gracias Jake por obsequiarme con esta explicación filosófico/politica de tu pensamiento. Es admirable y la comparto casi de la A a la Z. Tienes mucha razón; pero a veces las palabras confunden,y tienen diferente sentido según el cristal con que se mire.
No me cabe duda de que coincidimos en posiciones ideológicas.
Nos seguiremos hablando y siendoa amigos, por ahora virtuales.
Salud amigo

Arbillas dijo...

Tan solo unirme a tu repulsa hacia ese ¿señor? y sus palabras (o rebuznos).

Salud desde Madrid..